¡Hablemos de hipótesis! ¿La descarto? ¿Sirve de algo?

    
     Mañana, todo saldrá bien; si ahorro, podré comprarme el carro que quiero; ese vendedor engaña a las personas; lo que dices no puede ser cierto, de seguro que me estás mintiendo. Nuestro diario vivir está lleno de afirmaciones que en base a lo que vemos, creemos o escuchamos, damos por ciertas. Sin embargo, todas estas, y otras que solemos usar, son simplemente hipótesis generales y cotidianas que, en la mayoría de los casos, no comprobamos. A veces, solo con el pasar del tiempo y con acciones que ejecutamos nos damos cuenta si en realidad la hipótesis que teníamos puede ser cierta o tenemos que descartarla.

      
Cuando se habla de hipótesis nos llega la duda de si será verdadera o falsa, si se puede comprobar o no, por esto, se hace pertinente conocerla antes de iniciar un proceso de investigación, ya que sin ella no tendríamos un punto de partida a la hora de pensar en darle una posible solución a un problema de investigación. La hipótesis va a depender de qué quiere lograr o perseguir el investigador, es la que guía todo el proceso que se pretende investigar. Es necesario involucrarse íntimamente con el objetivo que se tenga ya que, aun en el momento en que se descubra que la hipótesis es falsa y hay que descartarla de la investigación, aunque parezca que fue en vano, no es así porque el conocimiento que le queda al investigador no será el mismo, sino que estará más enriquecido.
      Cabe destacar que el término hipótesis no es algo nuevo, se le viene dando uso y valor desde épocas remotas, por lo tanto, podemos plantearnos hipótesis en diversos ámbitos, pueden ser de manera general y abierta sobre temas que quizás no se investigarán, de situaciones de la vida cotidiana o basadas en una investigación que se vaya a realizar. Las hipótesis son fundamentales para realizar un estudio con objetividad. Partiendo de ellas se obtienen las variables del contexto que se desea observar en una investigación. Se hace oportuno hacer uso de los distintos tipos de hipótesis que existen, hay que analizar cada
uno de ellos para saber dentro de cual tipo nos enmarcaremos a la hora de realizar una investigación.
      Las hipótesis como parte del proceso de investigación la debemos formular teniendo en cuenta que esta debe contar con unas características: deben ser objetivas y no manipuladas, ser compresibles, estar bien definidas y ser lo más concretas posibles.
     Se hace necesario asumir una acción encaminada a indagar más profundamente sobre lo que pensamos al momento de realizar una investigación, darle forma y carácter a esas hipótesis que puedan surgir, identificar de qué manera podemos comprobar su veracidad o descartarla y redactar hipótesis adecuadas a la situación investigada. 


Maestría en Planificación y Gestión de la Educación
Profesor:
Félix Dini Saldaña
Asignatura:
Investigación Educativa
Sustentantes:
Altagracia Reyes
Rossanna E. Hernández
Crisleida Alcántara
Bolivar Florentino
Ana Flor Moreta
Maria M. Alcántara

2 comentarios: