Las noticias de Elías Piña están en Elchenchen.com

Breaking

martes, 7 de abril de 2020

Oraida Herrera: La historia desde la controversia "por su fuga" hasta su alta médica libre de COVID-19

Este martes se informó que Oraida Herrera Díaz, la señora que vino de Italia a Villa Riva, ya resulta negativo a las pruebas de coronavirus. Este es uno de los primeros y más controvertidos casos de coronavirus en la provincia Duarte, nordeste del país, que ha sido la primera demarcación con contagio comunitario de República Dominicana. 

Herrera Díaz dijo haber ingresado al país el pasado 26 de febrero (las autoridades dijeron que fue el 1 de marzo) en un vuelo de la aerolínea Iberia desde Italia, donde reside hace muchos años y presentó síntomas varios días después de su llegada al país.
Acudió a la clínica Siglo XXI tras un dolor de pecho, y debido a su procedencia, en ese momento Italia era el foco mundial de la enfermedad, se le indicó la prueba para el Covid-19, la cual confirmó que padecía el virus.
Además, su caso era especial porque el ministro de Salud la acusó el sábado 7 de marzo de haberse fugado del centro de salud y señaló que la habían localizado en su casa, en la comunidad de Villa Riva, en la provincia Duarte. 
Ella fue el tercer caso confirmado de la enfermedad en el país. Hasta ese momento conocida como una señora de 56 años de edad, dominicana y residente en Italia, quien ingresó según las autoridades al país el primero de marzo, por el aeropuerto Las Américas sin síntomas, pero que el día cuatro presentó síntomas y fue a un centro de salud privado en la provincia Duarte.
Su caso fue muy conocido y controversial a través de los medios de comunicación y las redes sociales, debido a que fue uno de los primeros casos a los que se le indicó aislamiento domiciliario, lo que generó pánico en su comunidad.
Durante ese aislamiento en casa, la mujer fue sorprendida en una ocasión tratando de salir de su casa a “comprar una recarga” telefónica, porque no tenía conexión a internet.
Además, vecinos aseguraban que ella seguía haciendo su vida con normalidad en la comunidad.
Su traslado al aislamiento hospitalario, en el Ramón de Lara, en la base aérea de San Isidro, fue igual de peculiar.
Herrera juró que le preguntó a uno de los médicos que fue a su casa si podía tomar alcohol para aliviar el estrés, en vista de que no estaba bebiendo medicamentos, y este supuestamente le contestó que hiciera lo que quisiera siempre y cuando fuera dentro de la vivienda.
“Le pregunté visto que no estoy bebiendo medicamentos… Yo tengo mucho estrés, mañana me puedo beber un whisky, y él me dijo usted puede hacer de ahí y para acá (en referencia a su casa) lo que usted quiera”, dijo Herrera, de 56 años, en una entrevista telefónica con la cadena regional Telenord desde su aislamiento hospitalario.
Se quejó en ese momento de que se la habían llevado porque estaba bebiendo alcohol.
“Ellos me vinieron a buscar porque me vieron tomándome un trago, entonces cuando llego el doctorcito ese, le dije usted me dijo a mí que yo podía hacer lo que yo quisiera de aquí para allá (en referencia a actividades dentro de la casa) y se me renegó y eso me dio un fastidio que me lo quería comer vivo”, añadió.
Su traslado al hospital se produjo el diez de marzo.  
Para mayor complicaciones con este caso, las autoridades de Salud informaron que el primer caso de contagio local del virus se produjo con una persona que tuvo contacto con la señora Oraida, en la comunidad de Villa Riva.
Tras la polémica por el manejo de su caso, la señora indicó que se sentía bien, y que no tenía problemas en someterse a los tratamientos para ser curada, según respondió al ser entrevistada
El italiano
La señora Herrera dijo que por recomendación de su esposo e hijo no iba a tomar los medicamentos que se le estaban asignando en el hospital Ramón de Lara. Su esposo, un ciudadano italiano, criticó videos publicados en redes sociales al Ministro de Salud Pública por declaraciones en las que la acusaba a su esposa de haber contaminado a las personas de su provincia.
El hombre, llamado Giorgio Dorangricchia, aseguró que cuando su esposa fue despachada a su casa a guardar cuarentena no se le dio ningún elemento de protección para evitar que ella transmitiera el virus.
En tres videos difundidos por el programa “De Mañana”, se vio a Giorgio Dorangricchia, esposo de la señora de Villa Riva, cuestionando al ministro de Salud Pública y a dos periodistas.
“Usted está diciendo que la señora de Villas Rivas puso en peligro a mucha gente, ahora quiero recordarle alguna cosa: usted dijo que la señora se escapó de la clínica teniendo coronavirus y luego la señora demostró que nunca se escapó de la clínica, y que tenía el papel de la clínica que ella podía quedarse en su casa”, replicó el hombre refiriéndose a Rafael Sánchez Cárdenas, ministro de Salud.
A la señora Oraida se le acusó en redes sociales de ser el foco de la propagación comunitaria del virus, sin embargo, el ministro de salud lo negó.
“La señora de Villa Riva no ha sido el foco de San Francisco de Macorís. Eso es falso y todo lo que estamos viendo está en la ciudad de San Francisco de Macorís. El foco es local”, tuvo el ministro que aclarar en una rueda de prensa.
“Mi salud es esta, que yo estoy muy bien de mi salud”, insistía Herrera Díaz en otros videos que hizo desde el hospital.
Tras 29 días de su ingreso al hospital, la señora de 56 años de edad, ha sido dada de alta y reincorporada a la sociedad, informó el ministro de salud esta mañana. Fuente:listindiario

No hay comentarios:

Publicar un comentario