Los móviles no se cargan de noche y otras leyendas urbanas tecnológicas

   Si las verdades universales que noshan sido derribadas, los mitos de la tecnología no podían ser menos. Sin que se conozca muy bien su origen, los consejos sobre el uso de la batería de los móviles y las leyendas urbanas sobre las nefastas consecuencias del uso continuado de aparatos tecnológicos se han expandido como una epidemia.


Han vendido nuestras madres desde la noche de los tiempos
Sin embargo, (casi) nada de esto es cierto. Ni se te pegará un chicle en las tripas si te lo tragas ni las vitaminas de tu zumo se esfumarán si no te lo bebes rápido. Además, puedes usar un cargador aunque no sea oficial y tu móvil no tiene por qué explotar. Es hora de que ese y otros bulos de la tecnología caigan de una vez por todas.
Nunca cargues el teléfono de noche...
Alrededor de las baterías de los móviles y su decepcionante duración han ido surgiendo innumerables mitos entre los que se encuentra este. En la actualidad, tener el móvil cargando toda la noche no va a acortar la vida de su batería, ya que esta es inteligente y no sigue sobrecargándose una vez que llega al 100% de su capacidad. Tampoco es malo cargarla en intervalos cortos: aunque la carga no se complete, la batería no va a sufrir.
... ni uses cargadores de marca blanca
Teniendo en cuenta el precio de un cargador oficial de marcas como Samsung o Apple y cuánto nos puede costar uno genérico, es lógico plantearse que en la diferencia hay gato encerrado. Sin embargo, y a pesar de que algunos se han llevado un buen susto con cargadores de marca blanca, no tienen por qué dañar la batería de tu smartphone. Eso sí, comprueba el voltaje y el amperaje que requiere tu batería antes de comprar el cargador genérico para que todo vaya sobre ruedas.
Navegar en incógnito preserva tu privacidad
El modo incógnito es perfecto para que tus pasos por la Red no dejen demasiadas huellas, pero no es un método infalible para desaparecer a los ojos de internet. Se trata de una herramienta que borra tu historial y las cookies que se instalan en tu navegador, pero nada más: la operadora sigue sabiendo por dónde te mueves, las extensiones pueden guardar cierta información y, por si esto fuera poco, este modo privado tampoco impide que alguien monitorice tu navegación (por ejemplo, en tu ordenador de la oficina). Es, más bien, un incógnito relativo. Fuente:msn