Papa Francisco dice: "si el Señor lavó los pies de sus discípulos, se debe hacer lo mismo".

     ROMA, 28 marzo 2013.-- El papa Francisco lavó los pies de una docena de presos en un centro de detención juvenil en un ritual del Jueves Santo que practicó durante años como arzobispo de Buenos Aires.

     La misa fue celebrada en Casal del Marmo en Roma, donde están detenidos 46 jóvenes, varones y mujeres. Muchos de ellos son gitanos o migrantes del norte de Africa, y el Vaticano dijo que los 12 seleccionados no eran necesariamente católicos.
     Como los reclusos son menores de edad, el Vaticano y el ministerio de justicia limitaron el acceso de la prensa al interior. Pero la Radio Vaticano reportó que Francisco dijo a los detenidos que Jesús lavó los pies de sus discípulos en un gesto de servicio. Les dijo que "si el Señor lavó los pies de sus discípulos, se debe hacer lo mismo".

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.